10 coches de película

herbie a tope

 

El DeLorean, el coche con el que los Cazafantasmas patrullan, la furgoneta negra del Equipo A, el Batmóvil, el escarabajo de Disney,… Son muchos los coches que aparecen en el cine. Algunos de ellos pasan totalmente desapercibidos, pero otros incluso se convierten en un protagonista más de la película (¿qué sería de James Bond sin su flota de elegantes vehículos o de Statham sin su Audi?), en el argumento (como The fast and the furious y su casi decena de películas con carreras interminables) y hasta en símbolos reconocibles del cine y sus películas (como el V8 Interceptor de Mad Max). Pero, ¿qué diez coches se han convertido en referentes del cine?

 

  1. El SEAT Ibiza de Átame! Una marca de película.

No se puede empezar un listado de coches de películas sin recurrir a uno de los clásicos del cine español. La marca SEAT probablemente sea una de las que más aparece en películas, superando las 500 y apareciendo en films tanto nacionales como internacionales. Si existe un modelo icónico de la marca en el cine, ese es el SEAT Ibiza. Y si existe una película que pronto todos relacionan con el SEAT Ibiza esa es Átame!, de Pedro Almodovar con Antonio Banderas al volante.

  1. El Volkswagen Beetle de Herbie: A tope. El escarabajo de Disney.

Herbie se ha convertido en uno de los personajes más conocidos de Disney. Aunque su gran particularidad es que se trata de un coche. Concretamente un escarabajo blanco perla que piensa por su cuenta, con identidad propia y que hasta se atreve a competir en NASCAR. Disney ha dado vida en varias de sus películas a este vehículo, la más reciente la versión Herbie: A tope, en la que pudimos ver al Volkswagen Beetle con vida.

  1. El Mazda RX-7 de The fast and the furious: Tokyo Drift. Conquistando Tokio (y el cine).

Es una de las sagas más conocidas en las que los vehículos son los protagonistas; hasta el momento se han lanzado 8 películas, y se prevén dos estrenos más. Todas las películas de The fast and the furious son como un auténtico escaparate de impresionantes modelos y joyas automovilísticas. Incluso se considera que estas películas incentivaron la tendencia tuning. La fiebre por la saga y por los vehículos que aparecen en ella llega a tal punto que muchas marcas lanzan modelos adaptados de estos vehículos, tal y como ocurrió con el impresionante Mazda RX-7, diseñado por VeilSide, de la tercera entrega de la saga, Tokyo Drift, en la que los coches japoneses adquieren mayor protagonismo.

Mazda RX-7 de 'The fast and the furious: Tokio drift'.

Mazda RX-7 de ‘The fast and the furious: Tokio drift’.

  1. El DeLorean DMC-12 de Regreso al futuro. Un coche como símbolo del cine

Este deportivo fabricado por DeLorean Motor Company se ha convertido en un objeto de culto. Un símbolo en la historia del cine, pese a que fue el único modelo que ha fabricado la compañía, sus puertas de alas de gaviota y su carrocería sin pintura son el gran icono de la película.

  1. El Batmóvil de Batman. El coche de Tim Burton

Al igual que ha ocurrido con el superhéroe, el Batmóvil también ha pasado por distintas fases y cambios en cada película. En este caso se trata del primer coche con el que Batman hizo su salto al cine, de la mano del excéntrico Tim Burton con Batman (1989) y Batman Returns (1992). Este vehículo es un diseño de Anton Furst y está basado en el Chevrolet Imapala con el toque oscuro y elegante que Burton le dio al propio Batman. Este modelo de Batmóvil no volverá a aparecer en más películas.

  1. El ECTO-1 de Cazafantasmas. El Cadillac que no entiende de sexos

Transformado en una ambulancia que los Cazafantasmas utilizaban para patrullar, este Cadillac de 1959 se ha convertido en otro símbolo del cine increíblemente fácil de identificar y que se ha intentado replicar en numerosas ocasiones. El ECTO-1 lo pudimos ver en la primera película, el cual se recuperó en el reboot de 2016 con el equipo femenino de Cazafantasmas.

Coche de los Cazafantasmas.

Coche de los Cazafantasmas.

  1. La GMC Vandura G-Series de El Equipo A. La furgoneta más perseguida.

De color negro metálico y con una franja roja, este modelo G-15 de 1983 en una de las furgonetas más deseadas por el público. No le faltaba de nada e hizo posible que el Equipo A saliese victorioso. En la película de 2010 aparece el mismo modelo con algunos retoques, pero que mantuvo la esencia de la icónica furgoneta.

Modelo de la GMC Vandura G-Series del Equipo A.

Modelo de la GMC Vandura G-Series del Equipo A.

 

  1. El Audi A8 de The Transporter. Cuando el coche protagoniza hasta el tráiler.

El primer coche que se utilizó en la primera entrega de The Transporter fue el lujoso BMW Serie 7, el cual desapareció en las siguientes para dar paso al Audi A8. En la película, Jason Statham tuvo que ver como, con el lanzamiento de la segunda y tercera parte, tenía que compartir protagonismo y planos con el coche.

  1. El V8 Interceptor de Mad Max. Un coche con historia.

Vehículo que el propio Max reconstruye durante la película. Para este coche se utilizó el modelo Ford Falcon XB GT Coupe 1973, al cual se le realizaron algunas modificaciones estéticas para que luciese más salvaje en la película. Una de las particularidades del V8 Interceptor es que tiene su propia historia dentro de la saga.

  1. El Ford Anglia de Dr. No. El primer coche en las películas del agente 007

Si hay un personaje que se caracteriza por su amplio abanico de vehículos ese es James Bond. Aston Martin, Ferrari, Jaguar, Ford, BMW,… Pero el primer vehículo que apareció en las películas del agente 007 fue el elegante y sofisticado Ford Anglia en 1962.

El Ford Anglia en 'Dr. No' de James Bond.

El Ford Anglia en ‘Dr. No’ de James Bond.

 

Deja un comentario